Costa RicaCosta Rica Dom - Vie 5:00 a.m. - 10:00 p.m. +506-70222023
info@zctradinggroup.com
ZC Trading Academy > Trading > ¿Que esperar del trading?

Esta misma pregunta me la hice yo cuando comencé en esto. ¿Cuánto tiempo voy a tener que dedicarle hasta obtener buenos resultados? ¿Vale la pena esforzarse? ¿Con el capital que tengo se puede vivir del trading? ¿Qué debo hacer para comenzar a dedicarnos al trading? ¿Qué esperar en definitiva del trading?

Mucha gente se acerca al mundo del trading por distintas razones, lo hacen buscando una nueva vida o profesión. Pero yo creo que, en general, la mayoría nos acercamos buscando gestionar nuestro propio capital y hacer crecer nuestro capital. Tenemos un punto de insatisfacción y no tenemos claro si los medios financieros tradicionales gestionan adecuadamente nuestros ahorros, nuestros recursos, y creemos que hay una forma mejor de hacerlo.

Hay una diferenciación que debemos tener muy clara: qué es invertir y qué es hacer trading porque, en mi opinión, son dos cosas totalmente diferentes. A veces se confunden, a veces en los blogs se hablan como si fueran lo mismo, pero realmente no son lo mismo.

Para mí, un inversor tiene vocación de permanencia, de largo plazo, es decir, invierte pensando en el largo plazo y con la intención de hacerle un seguimiento relativamente pequeño a su inversión. El inversor no está constantemente pendiente de su inversión, tiene que aguantar las pérdidas. Por ejemplo: cuando uno invierte en acciones de una compañía, si las acciones suben de precio estará ganando dinero, si durante un tiempo esas acciones pierden valor lo más probable es que el inversor aguante su posición pensando que en el largo plazo van a volver a subir. Esto es típico de la inversión, la visión de largo plazo, aunque tenga temporalmente que aguantar pérdidas. También suelen aprovechar los dividendos.

Un trader no busca dividendos, el inversor sí. Muy a menudo invierten en valores que dan un alto ratio de dividendos en función de su cotización. En algunos casos, ya le vale con la rentabilidad de los dividendos. El inversor depende mucho de lo que haga el mercado porque solo puede invertir en posiciones largas (estar largo significa estar comprando) y estar corto (significa estar vendidos). Los inversores solo pueden estar largo long[i], solo pueden beneficiarse y ganar dinero cuando el mercado sube, y por lo tanto le irá bien si al mercado le va bien. Ellos solo pueden seleccionar valores que le vayan mejor, o sectores que le vayan mejor que a la media del mercado, pero si el mercado en general no sube, sus rentabilidades no van a aumentar. En definitiva, como le vaya al mercado te irá a ti como inversor.

En el trading hacemos una compra y venta mucho más activa, no tenemos una vocación de permanencia. En ocasiones se toman operaciones por segundos, días, o meses, pero siempre entrando y saliendo del mercado sin permanecer a largo plazo. Se toman posiciones largas o cortas indistintamente. Lo único que en el trading es acertar con el sentido del mercado. Si creemos que va a subir nos ponemos largo, y si creemos que va a bajar nos ponemos cortos, y por lo tanto se puede obtener rentabilidad con independencia de lo que haga el mercado. Aquí está la clave, la gran diferencia entre inversión y trading.

Se puede ganar dinero en el trading con independencia de que el mercado esté bajista o esté alcista. Lo importante es acertar el sentido donde se dirige el mercado, es decir, no necesitamos una bolsa alcista para ganar dinero y no necesitamos un mercado alcista para ganar dinero.

He aquí una de las principales ventajas del trading: las posiciones cortas, la posibilidad de ganar cuando el mercado este cayendo, ya sea en bolsa, en derivados financieros o en Forex. Esta es una de las características que más llaman la atención del trading, el no tener que esperar ciclos alcistas para ganar dinero. Lo único que hay que aprender es interpretar la dirección a la que se dirige el mercado.

Los fondos de inversión tradicionales, los habituales que te ofrecen en cualquier entidad financiera, solo ganan cuando todos ganan, es decir, si el mercado está ganando dinero los fondos de inversión, sobre todo los de renta variable, están ganando dinero, si los bonos están subiendo de precio, los fondos de inversión de renta fija están ganando dinero. Pero ocurre que no siempre sube el mercado. El problema viene cuando la tendencia es lateral o baja, cosa que ocurre en realidad la mayoría del tiempo, pocas veces hay ciclos de bolsas alcistas tan largos, como por ejemplo el que hubo en la década de los noventa.

Los buenos traders (que no abundan) consiguen hacer rentabilidades sea cual sea el estado del mercado, y por lo tanto consiguen rentabilizar su capital y el de sus inversores sea cual sea el estado del mercado.

Les voy a hablar de un concepto que pocas veces les hablarán cuando les venden un fondo de inversión en un banco y es el concepto del Alfa, como la letra griega Alfa. El alfa es el diferencial que hay entre lo que gana un fondo de inversión y lo que gana la media del mercado al que esta referenciado ese fondo de inversión. Todos los fondos de inversión están caracterizados según el tipo de activos, según el sector en el que invierten, tienen un índice de referencia y solo hay alfa cuando la rentabilidad de tu fondo es superior a la media del mercado, por lo tanto, solo hay alfa si hay un buen equipo gestor. La mayoría de los fondos de inversión carecen de alfa, es decir, pierden por debajo de la media del sector. Esto quiere decir que sus gestores de fondo en realidad quitan valor a tu dinero que, seguramente tu sin hacer nada, si invirtieras simplemente largo en el Ibex-35 o en el SP 500 ganarías más de lo que estás ganando por invertir en un fondo de inversión equivalente.

Conocer este tipo de cosas es lo que nos lleva a muchos a querer gestionar nuestro propio dinero y es una auténtica revolución la que se está viviendo en todo el mundo, al menos en los últimos diez años, relacionada con el mundo del trading precisamente por esto. Hace veinte años era muy difícil que un particular pudiera hacer trading y pudiera obtener una rentabilidad de su propio dinero; si no tenía una enorme cuenta o si no era un Hedge Funds y no era un fondo de cobertura. Sin embargo, hoy es muy fácil obtener acceso al mercado. Hay muchos brókers que te dan acceso al mercado y se pueden abrir cuentas con relativo poco importe e intentar dedicarse al trading.

Ahora es posible dedicarse al trading pudiendo obtener ganancias superiores a los fondos de inversión, ya sean completamente acíclicas o anticíclicas en el sentido que no dependen de lo que haga la economía. Todo eso es sumamente atractivo y está muy bien, el punto es que no es fácil porque exige tiempo, dedicación, preparación. Hay muchísima gente en todo el mundo que hace trading, no solo hay traders institucionales o fondos institucionales sino también particulares que se han preparado mucho, y con ellos también nos vamos a tener que enfrentar en el mercado e intentar ganarles para obtener nuestra rentabilidad. No todo el que participa en los mercados puede obtener una rentabilidad y solo los mejores la van a conseguir.

Si alguien quiere dedicarse al trading lo primero que tiene que comprender es que solo puede dedicarse al trading en el largo plazo y solo puede obtener una rentabilidad en el largo plazo si se prepara bien y lo trabaja. Que nadie piense que con una cuenta de $100.00 USD o $200.00 USD apostando, repito, apostando en opciones binarias se va a hacer rico. ESO NO EXISTE, lo siento mucho, pero eso no es real. Sí es posible con un capital superior, con dedicación, trabajo duro y mucho control emocional poder dedicarse al trading.

Hay otro aspecto muy bueno en el trading que es la diversificación, me explico, siempre se habla de no poner todos los huevos en la misma canasta. La diversificación es el santo grial de los mercados financieros. Esto ¿qué quiere decir? En los últimos años puede que hayas oído que la banca tiene riesgo sistémico o tal banco tiene riesgo sistémico. Riesgo sistémico es el riesgo inherente de todo un segmento de mercado. Si diversificas en el mismo mercado no lo evitas, si diversificas en distintos mercados evitas el riesgo sistémico de cada mercado.

Haciendo trading mitigas el riesgo sistémico, ya que no dependes de los ciclos alcistas como he comentado al principio. Como no dependes de esos ciclos alcistas tu rentabilidad no depende del riesgo sistémico del mercado. Si hubiese una crisis financiera puedes seguir obteniendo rentabilidad, reduciendo el riesgo de los cisnes negroseventos extraños, que nadie espera, que en un momento dado se puede dar, que pueden tumbar la economía, que pueden hacer que las bolsas en un momento dado caigan-. Nunca los eliminas del todo porque, todos los que tenemos experiencia en el trading, hemos visto ya en estos años de todo: tsunamis, terrorismo, intervenciones de bancos centrales, fallos tecnológicos, errores humanos que pueden hacer que de repente el precio se vuelva loco y el mercado reaccione de una u otra manera. Afortunadamente pasa poco, pero pasa.

El trader por definición está bastante diversificado y si ese trader además opera distintos sistemas de trading, se acerca mucho a ese santo grial que buscan todos los gestores financieros, quienes buscan rentabilidad en los mercados. La diversificación en distintos sistemas de trading se convierte en algo casi ideal, dado que la mayoría de las veces no están correlacionados y, por lo tanto, la rentabilidad que obtenga uno no depende la rentabilidad que obtenga el otro, al igual que los beneficios y pérdidas se van compensando entre sí y al final el riesgo se mitiga muchísimo, teniendo un crecimiento en tu curva de capital con poca volatilidad y con una tendencia bastante sana.

Hoy día es difícil conseguir rentabilidad en los medios tradicionales, Todo el mundo anda buscando rentabilidad en todas partes, pero fíjense que los tipos de interés están por los suelos, incluso con intereses negativos. Tengan cuidado con los mercados emergentes, las inversiones alternativas hay que conocerlas muy bien o son altamente riesgosas, es decir, no es fácil conseguir rentabilidades hoy día, ni en renta fija, ni en renta variable. En entornos así se convierte en una tarea casi imposible encontrar rentabilidad, pero no para los traders porque lo antes mencionado no nos afecta mucho. Nos interesa conocer el entorno, el contexto, pero no suele afectar a nuestras rentabilidades de una forma directa. Sí afecta a determinados sistemas de trading que funcionan mejor o peor en específicos entornos del mercado, pero siempre habrá algún otro sistema de trading que funcione mejor en esas condiciones.

Es posible ganar dinero en el trading, pero lo que hace que sea tan difícil para los traders novatos es que en todos los sistemas de trading tienen periodos donde suben y bajan, no son líneas rectas que van en una dirección o en otra, sino que también tienen periodos en los que no ganan dinero. A los traders novatos le cuesta muchísimo aguantar los periodos de pérdida de su trading

Los pilares del trading están basados básicamente en estos tres aspectos:

  1. Psicología del trader – 70%: Una mente bien entrenada es lo que le va a ayudar a aguantar los periodos de pérdida, los periodos en que el sistema se comporta plano donde no estamos ganando. Si no eres disciplinado y fiel a tu sistema, no le vas a dar tiempo de demostrarte que es un sistema ganador. Un track requiere de meses o años, es decir, tienes que pasar meses y años haciendo siempre lo mismo, indistintamente del resultado.
  2. La gestión monetaria – 25%: Si no aplicas una buena gestión monetaria, vas a quemar la cuenta a la mínima de cambio. Cuando tengas la más mínima racha de operaciones perdedoras, quemarás la cuenta.
  3. El análisis técnico – 5%: Aunque es una disciplina que lleva su tiempo conocerla en profundidad, tener un nivel suficiente para hacer trading no requiere de tanto estudio y trabajo. El mínimo nivel para practicar trading se aprende relativamente rápido. Que nadie piense que estudiando mucho análisis técnico o mucho análisis fundamental va a conseguir adivinar el futuro, eso jamás sucederá. Lo debido es atenuar los riesgos con la gestión monetaria y controlar tu psicología para no perder tu confianza en lo que estás haciendo.

[i] Comprar barato, vender caro.

Leave a Reply

×